• Lunes- Viernes at 9:00AM to 8:00PM

  • Urzáiz, 117, bajo, 36204 Vigo, Pontevedra

  • 986 41 13 13

¿Cómo debemos lavarnos los dientes?

Desde pequeños,debemos aprender a lavarnos bien los dientes, para poder conseguir una buena higiene bucodental y con ello, tener unos dientes sanos y limpios, además de bonitos.

La higiene dental es un factor importante para la conservación de la salud.

Es fundamental que consideremos el cuidado de nuestros dientes como una rutina importante para mantener la salud de nuestra dentadura. Para ello, debemos aprender una serie de hábitos para realizar durante el cepillado, así como tratar de evitar alimentos y productos que puedan ser dañinos para nuestros dientes.

Por eso, queremos mostraros una serie de consejos para realizar el cepillado de la mejor forma posible, para que mantengamos una buena higiene dental y evitar posibles problemas en el futuro.

Consejos para lavarse bien los dientes

  • Debemos tomar el tiempo necesario a la hora de cepillarnos los dientes, ya que esto requiere su tiempo y no es suficiente con unas pasadas y un enjuague rápido. Nuestros especialistas recomiendan el cepillado después de cada comida durante aproximadamente 3 minutos.
  • El cepillo no dura eternamente, por lo que debemos cambiarlo cada 3 o 4 meses para que tenga las condiciones óptimas necesarias para el buen cepillado. Además, se aconseja que estos sean de cerdas blandas, para no hacernos daño en las encías.
  • La pasta de dientes que empleamos, suele variar según los gustos de cada uno. Lo ideal es usar una que contenga flúor y no tenga altas cantidades de bicarbonato, que puedan producir sensibilidad dental y erosión de la dentina.
  • Para lavarse bien los dientes hay que colocar el cepillo en un ángulo de 45º, cepillando de adelante hacia atrás intentando cubrir todas las zonas.
  • No debemos olvidarnos, que para lavarse bien los dientes hay que cepillarse la lengua, a poder ser, con una cepillo que tenga zonas específicas para esta, ya que la lengua también es un punto donde se acumulan muchas bacterias.
  • Para rematar y realizar una completa higiene bucal, debemos usar un buen enjuague bucal y el hilo dental, que elimine los restos de alimentos más difíciles de alcanzar.

 

Para más información. Consulta en nuestra clínica dental.

Tags:
Categories:

¿Qué es la piorrea?

¿Qué es la piorrea?

La piorrea o periodontitis es una enfermedad inflamatoria que lleva al deterioro y destrucción del hueso que sostiene nuestros dientes. Esta es una patología compleja, ya que es una infección en las encías y el aparato de inserción, que es el que mantiene el diente dentro de la cavidad donde se aloja.

Se produce debido a que aparecen múltiples microorganismos que colonizan el área supra y subgingival, provocando una inflamación de las encías, mal olor de boca, una destrucción del hueso, movilidad y pérdida del diente, entre otras.

Factores por los que aparece

  • Problemas en el sistema inmunitario: Muchas personas que tiene defectos en su sistema inflamatorio o inmunitario pueden generar piorrea, pero solo algunas llegan a tener un desarrollo de destrucción avanzado. Por eso, es necesario que solicitamos pruebas médicas en nuestra clínica correspondiente, para observar el estado de salud dental de nuestra boca. Los microorganismo periodontales son elemento preciso para el desarrollo y avance de la piorrea, pero no son la causa suficiente para que esta aparezca. Por lo que, existen otros factores que pueden afectar a que se produzca.Por ejemplo, si nuestras defensas, que son las que luchan contra la agresión bacteriana, están debilitadas, se puede potenciar la actividad y aparición de estas bacterias.
  • El tabaco: Si fumamos podemos llegar a tener lesiones severas y acentuar la aparición de esta enfermedad, además de que no ayuda a mejorar cuando se está en tratamiento.
  • La ansiedad: Por otro lado, la ansiedad puede provocarnos alteraciones en las defensas y si tenemos un estado de ánimo bajo, podemos descuidar nuestros hábitos de higiene bucal, desarrollando una placa bacteriana que nos perjudica. Cuando tenemos ansiedad tendemos a ingerir alimentos con alto contenido en grasas, lo que provoca una disminución del sistema inmunológico. Los dentistas recomiendan, que además de realizar un tratamiento ortodóntico en la clínica, visitemos a un profesional que nos ayude a combatir la ansiedad.
  • La constitución genética: También, dependiendo de nuestro genes, son más o menos propensos a padecer piorrea.

Cómo combatirla

Para combatir la piorrea debemos acudir a un especialista que nos haga un diagnóstico de nuestro caso y, a continuación, darnos un tratamiento con el que mejoren nuestros dientes.

El tratamiento consiste hacer una evaluación de la inflamación, el nivel de inserción, la profundidad de sondaje y una radiografía para estipular la pérdida ósea, consiguiendo así una reducción de la placa bacteriana y las irritaciones. Una vez finalizado el tratamiento, el paciente debe acudir periódicamente a su clínica dental para someterse a una serie de controles periodontales y radiográficos, para que el dentista pueda determinar su mejora. 

Esta enfermedad puede aparecer a cualquier edad, aunque es más común en adultos, a partir de los 30 años. Además, no suele causar dolor, así que a la mínima que tengas indicios de sufrirla deberá acudir a un especialista.

Tags:
Categories:

¿Afecta la menopausia a nuestra salud bucodental?

La menopausia se caracteriza por la disminución de la actividad de los ovarios y de la producción hormonal, que provoca una serie de cambios en el organismo de la mujer. Esto conlleva a que se desarrollen también ciertos problemas en la salud bucodental, que están asociados a esta fase de la vida.

Guarda algo de locura para la menopausia. Woody Allen

Algunos de estos, son las modificaciones tanto en las encías como en la mucosa bucal y el hueso que sujeta los dientes. También, se pueden dar otros cambios, como perder el color blanco de los dientes, la alteración de estos e incluso la pérdida de alguna pieza dental.  Además, de otros síntomas orales como la sequedad en la boca, por falta de salivación o la sensación de ardor, que resulta bastante desagradable.

Para estos casos, recomendamos reforzar los hábitos de higiene bucodental y acudir a nuestro centro de forma periódica, de modo que el especialista haga revisiones específicas para mantener la salud bucal y resolver cualquier afección mediante los tratamientos correspondientes y así garantizar a la paciente una mejor calidad de vida.


Patologías más frecuentes durante la menopausia


El síndrome de ardor bucal

Este síntoma es más habitual en las mujeres postmenopáusicas, que se caracteriza por un ardor intenso y una sensación de quemazón que afecta principalmente a la lengua y, a veces, a los labios y las encías. Además del ardor, esta afección puede provocar dificultades en la ingesta de comida, provocando sequedad bucal o dolor dental.

Boca seca

Las glándulas salivales provocan una secreción más pobre, que puede llevar al síndrome de la boca seca, también conocido como xerostomía. Esto puede producir problemas para masticar, tragar, saborear alimentos o incluso hablar.

Gingivitis descamativa

Durante esta etapa, las mujeres sufren la ausencia de producción de hormonas sexuales, lo que puede provocar la presencia de gingivitis descamativa, que se produce de manera que las capas externas de las encías se separan, dejando al descubierto terminaciones nerviosas.

Esto provoca síntomas como dolor, molestia y fragilidad en el tejido que soporta las piezas dentales, produciendo que se desprenda al frotarlo.

En estos casos, debemos acudir a nuestro dentista para que solucione el problema lo antes posible y no lleguemos a padecer problemas de periodontitis más graves.

Caries radiculares

A consecuencia de la gingivitis descamativa, la zona de la raíz del diente queda al descubierto, elevando el riesgo de la aparición de caries en esta zona.

Enfermedades periodontales y pérdida de piezas dentales

Durante la menopausia, se producen alteraciones en el hueso u osteoporosis, que pueden llevar a provocar en la boca de la mujer enfermedades periodontales e incluso la pérdida de piezas dentales.

Por todo esto, recomendamos a las mujeres que se encuentren en esta fase de la vida, que acudan al dentista de forma periódica, para que el especialista realice un diagnóstico y lleve a cabo una serie de revisiones, con las cuales prevenga o resuelva cada uno de los problemas que se puedan padecer.

No dudéis en visitarnos y consultar cualquier duda que presentéis. Nosotros estaremos encantados de resolverla.

 

Tags:
Categories:

El hilo dental

¿Qué es el hilo dental?

El hilo dental o seda dental es un conjunto de finos filamentos de nailon o plástico empleado para quitar pequeños trozos de comida y placa dental de nuestros dientes.

El hilo se mete entre los dientes y se hace recorrer el borde de estos, sobre todo, por la zona cercana a la encía, algo que junto con el cepillado de dientes nos evita infecciones en las encías, halitosis y caries dentales.

¿Cual es su origen?

  • En la prehistoria, ya se usaban hilos y palillos como utensilios para retirar los alimentos de los dientes, pero no eran fabricados específicamente para esto, por lo que se corría el riesgo de sufrir cortaduras o lesiones en las encías.
  • El hilo dental, tal y como lo conocemos, fue creado en 1815 por el doctor Levi Spear Parmly, que era un dentista de Nueva Orleans. Este tuvo mucho fama en su época y fue conocido como el apóstol de la higiene dental. Sus ideas sobre el control y la prevención de las enfermedades dentales son aplicadas hoy en el consultorio.
  • Hasta 1882, solo era utilizado por pacientes, pero la empresa Codman & Shurtlet decidió fabricarlo y ponerlo a la venta para todos los públicos.
  • La primera patente de hilo dental se dio en 1898 por Johnson & Johnson, pero después empezaron a producirlo otros fabricantes. Más tarde su empleo fue disminuyendo, por lo que Charles Bass inventa el hilo de nailon, que sustituyó al de seda porque era más resistente y elástico. Este comenzó una campaña de prevención de enfermedades dentales, mostrando los beneficios del uso del hilo dental, consiguiendo así gran éxito.
  • Actualmente, se utiliza teflón o polipropileno para su fabricación y algunos tienen hasta sabor y están encerados.

¿Para qué se usa?

El hilo está formado por filamentos individuales de dos o tres dernier de espesor. Este puede variar su espesor entre 4 y 18 terminaciones. A medida que las terminaciones disminuyen, aumenta el riesgo de que el hilo se deshilache. A veces, se realiza el encerado del hilo para reducir el riesgo de que se deshilache.

La seda dental permite eliminar la placa de las superficies dentales proximales inaccesibles para el cepillo, por lo tanto, se debe emplear el hilo dental como parte de la práctica normal en la higiene bucal. Sin embargo, debemos tener cuidado a la hora de usarlo, ya que si no lo empleamos correctamente, podemos hacernos más daño que beneficio.

¿Cómo debe usarse?

El hilo dental es un complemento para obtener una buena limpieza dental y debemos habituarnos a utilizarlo después de un buen cepillado. El primer paso, es introducir el hilo entre los dientes con un suave movimiento de sierra. Una vez el hilo dental llegue al borde de las encías, debemos ponerlo en forma de C contra uno de los dientes y deslizar este suavemente en el espacio entre la encía y el diente, hasta que se note resistencia. Nunca debemos emplearlo violentamente contra las encías. Después, debemos frotar el hilo dental contra el diente para quitar los restos de alimentos y de placa. Una vez terminamos, hacemos lo mismo con el resto de los dientes, empleando un hilo dental limpio.

Este utensilio de limpieza dental es muy poco utilizado por las personas, sin embargo, es algo que deberíamos acostumbrarnos a hacer, ya que es el paso final para tener unos dientes impecables y sanos junto al cepillado. Además, si empleamos un enjuague bucal llegaremos al lavado perfecto.

Tags:
Categories:

¿Por qué es tan importante cuidarse las encías?

La salud bucodental depende en gran parte de la salud de las encías. Éstas protegen la base de los dientes y los unen al hueso. Por eso, si no se cuidan las encías, pueden provocar problemas periodontales e incluso la pérdida de los dientes.

Preservar nuestra salud bucodental es muy importante para evitar la pérdida de dientes y todas las consecuencias que esto comporta.

Enfermedades de las encías

Estos problemas periodontales suelen ser:

  • La gingivitis: Esta se produce cuando la placa no es removida adecuadamente, por lo que las bacterias se acumulen en la línea de la encía, causando su inflamación. El síntoma más habitual es el sangrado de las encías durante el cepillado de los dientes,además del mal aliento la boca.
  • La periodontitis: Se produce por el agravamiento de la gingivitis, es decir, si no tratamos la gingivitis a tiempo, la inflamación puede aumentar hasta llegar a los tejidos conectivos y al hueso. Esto provoca la recesión de las encías, su inflamación, dolor al contacto e incluso un aumento de sensibilidad ante los cambios de temperatura.

Acude al dentista de forma periódico

Los pacientes suelen acudir a la clínica dental cuando algunos de los daños que ha producido la periodontitis ya son irreversibles. Pero si realizamos visitas al dentista de forma regular, podrán diagnosticar los primeros síntomas de la enfermedad periodontal y evitar su avance.

Prevención y tratamiento

Para mantener las encías sanas debemos seguir una serie de consejos básicos:

  • Cepíllese los dientes después de cada comida durante dos minutos.
  • Utilice el hilo dental cada día.
  • Enjuáguese los dientes para una mayor protección contra la placa y curar la gingivitis.
  • El tabaco aumenta el riesgo de sufrir enfermedad periodontal. Los fumadores deben asegurarse de cumplir las medidas de higiene dental rigurosamente.
  • Las personas que padecen gingivitis, pueden acudir al dentista para que este realice una limpieza dental y así eliminar la placa bacteriana acumulada entre dientes y encías.


Para cualquier duda sobre el cuidado de las encías, no dude en consultarla con su dentista de la Clínica Dental ABC.

Tags:
Categories:

Las 10 mejores maneras de cuidar tu dientes

El cuidado de nuestra dentadura es muy importante para tener una buena calidad de vida. En el día día realizamos actividades como comer y fumar, que van dejando restos que se van acumulando. Si no tenemos una buena higiene bucal puede afectarnos y producir una serie de daños. Por ello, a la mínima que notemos cualquier molestia es idóneo que acudamos a nuestro dentista particular, para que nos resuelva cualquier problema.

La primera riqueza es la salud.

Emerson, Ralph Waldo

Para tener una buena salud bucodental ofrecemos una serie de consejos para el cuidado de los dientes:

  1. Cepilla tus dientes después de cada comida
  2. No cepilles tus dientes con mucha fuerza. Esto puede afectar a tus encías y provocar hipersensibilidad.
  3. Si estas embarazada visita a tu dentista de forma periódica. Evitarás problemas como la gingivitis.
  4. Si no quieres manchar tus dientes, evita alimento pigmentados como el café y el vino.
  5. Para eliminar el sarro o manchas de tus dientes, no utilices utensilio inadecuados. Esto puede producir un desgaste en el esmalte de los dientes.
  6. No abuses de sustancias abrasivas como el bicarbonato. Esto puede producir el deterioro de la dentina de tus dientes.
  7. Si tienes un problema dental, nunca te automediques. Esto puede empeorar el problema.
  8. Se recomienda el uso del hilo dental y del enjuague bucal después del cepillado. Esto permitirá una limpieza completa de tus dientes, que será beneficiosa para prevenir enfermedades dentales.
  9. Visita a tu dentista una vez cada seis meses.
  10. Si observas que tienes algún problema, acude a tu dentista lo antes posible. Si dejamos pasar el tiempo pueden llevarnos a tener problemas más severos en nuestra boca.

 

Recuerda que una boca sana ayudará a tener un cuerpo sano

Tags:
Categories: